Ir a…
Nogoyá Times on YouTubeRSS Feed

20 octubre, 2017

Genera polémica un proyecto que alcanza a 2,5 millones de niños argentinos


Share the joy
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Jardines maternales

La norma regulará el cuidado de 2,5 millones chicos de 45 días a 3 años. Hoy solo 1 de cada 4 asisten a instituciones, aunque en sala de 3 la cobertura supera el 50%. En Argentina existen dos tipos de instituciones para esta población.

En la Cámara de Diputados de la Nación avanza un proyecto para universalizar el acceso a los servicios de cuidado para los chicos de 45 días hasta la escolarización obligatoria, que hoy empieza a los 4 años. Mientras algunas voces elogian el proyecto, otras lo critican porque no se refiere a la educación de los chicos, y solo se propone garantizar el “cuidado”, apelando a cuidadores y no a docentes.

El proyecto que crea el Sistema Federal de Cuidados para la Primera Infancia fue elaborado por la diputada María del Carmen Bianchi (FPV) y apoyado por legisladores del massismo, UNEN y GEN; ya tiene dictamen de las comisiones de Presupuesto, Acción Social y Familia.

Según explicó Bianchi a Clarín, la ley busca “sacar el cuidado de la invisibilidad del mundo privado, porque esto afecta a los niños y a las mujeres que se hacen cargo de este trabajo no remunerado”.

La idea de la ley, cuya sanción Bianchi espera antes de fin de año, es “crear un sistema institucional que integre las estructuras existentes y futuras, entre las cuales se encuentran las escuelas infantiles y los centros de primera infancia”. Se prevé además la creación de una autoridad específica de aplicación que dependa del Poder Ejecutivo.

La norma regulará el cuidado de unos 2,5 millones chicos de 45 días a 3 años. Hoy solo 1 de cada 4 asisten a instituciones, aunque en sala de 3 la cobertura supera el 50%. En Argentina existen dos tipos de instituciones para esta población: las educativas (jardines que dependen de los ministerios de Educación) y las de cuidado (que pertenecen a Desarrollo Social), más orientadas a la asistencia que a la educación.

El proyecto busca universalizar el acceso a los servicios de cuidado y garantizar “calidad homogénea para todos; por eso la necesidad de aumentar la oferta y establecer estándares de calidad y mecanismos de fiscalización”, dijo Bianchi.

Desde la Organización Mundial para la Educación Preescolar (OMEP) y desde CTERA rechazan la iniciativa porque habla de cuidado pero no de educación, y de cuidadores en vez de docentes. Dicen que esta división profundiza las desigualdades: los chicos de clase media y alta suelen acceder a instituciones educativas, mientras que los más pobres asisten a centros de cuidado, donde el componente educativo tiene menor presencia.

“Creo que es un tema netamente económico: cuidar sale más barato que educar. Cuidar es atender la alimentación, la higiene, el sueño y algunas actividades motrices de los chicos. La educación es mucho más que eso; es un derecho que habilita el ejercicio de otros derechos ?planteó Mercedes Mayol Lassalle, de OMEP?. Este avance del cuidado va en contra de las leyes de protección infantil y de los modelos de los países desarrollados, donde la atención de la primera infancia pertenece al ámbito educativo”.

La secretaria general de CTERA, Sonia Alesso, también criticó el proyecto: “No se puede generar un doble estándar para la infancia, con un sistema para pobres y otro para sectores medios y altos. El mejor lugar para un niño es la escuela; nosotros peleamos por la universalización del nivel inicial bajo la órbita de la educación”. Este es el foco de la Ley 27.064, aprobada en enero e impulsada por la diputada Adriana Puiggrós, que establece que todas las instituciones para la primera infancia tengan una supervisión pedagógica a cargo de los ministerios de Educación.

Desde CIPPEC relativizaron las críticas: “El sistema educativo no reemplaza a una buena política de cuidado, sobre todo en los primeros 2 años de vida. El proyecto de ley prevé la profesionalización de los cuidadores y la supervisión pedagógica de las instituciones. La clave es complementar esfuerzos y avanzar hacia una política integral”, sostuvo Fabián Repetto, director del área de Protección Social.

Más allá de las diferencias, hay consenso en que es crucial poner el foco en la primera infancia. Ayer UNICEF lanzó una campaña con 12 propuestas para los 12 millones de niños, niñas y adolescentes que viven en el país. Buscan que los votantes les exijan a los candidatos jerarquizar estos temas. Promover una política nacional de cuidado para la primera infancia es la prioridad que encabeza esa lista.


40 (5)

40 (5)